TU SONRISA

Llévate tus caricias si quieres,
prívame del aire que respiro,
pero tu sonrisa no me niegues,
porque moriría en un suspiro.

Puedes enterrar nuestros días,
las miradas, este gran amor,
pero no entierres tu sonrisa,
la muerte me causaría ese dolor.

Olvida mis besos si puedes,
ódiame si ese es tu deseo,
pero sin tu sonrisa no me dejes,
es lo único que ahora poseo.

Lleva al olvido nuestras noches,
esa entrega de sublime pasión,
pero de sonreírme no te olvides,
me hundiría en gran desolación.

Arráncame si quieres la vida,
mi alma no me pertenece,
de tu sonrisa vive prendada,
hace tiempo que no le amanece.

Cierro los ojos para poder ver
esa maravillosa forma de sonreír,
si negármela fuese tu proceder,
entonces los cerraría para morir.

Isabel San José Mellado – España
ISBN: 978-84-16439-14-0
Libro: ISABEL Un canto al amor y al desamor

Anuncios

TRISTES VUELOS

Me dejaste levantar el vuelo
como una elegante garza
y volando feliz hacia el cielo
mi alma recobró la esperanza.

Me dejaste volar majestuosa
como si de un hada se tratara
y como elegante mariposa
en la más bella flor se posara.

Vuelos ungidos de ambrosía,
vuelos colmados de pasión,
donde todo era bella poesía
ahondando dentro del corazón.

Lo que no podía imaginar,
era que esos sublimes vuelos
te permitían soñar y viajar,
en otros bellos y suaves velos.

Ahora, que triste he posado
en la tierra mis ajadas alas,
regresa adonde has estado
mientras a volar me ayudabas.

RENACER

Él.- El sol, espero acaricie
la hiedra de la fachada.
Se fue el blanco del tejado
mostrando su rojo teja,
ya pintan verdes los campos
y se airean las alcobas
con las ventanas abiertas.

Ella.- El sol parece inerte,
ya no calienta mi alma,
tampoco me deja verte
y el bosque sigue en calma.
Ya pinta de verde la tierra,
y la teja muestra su desnudez
pero tú no darás la vuelta,
para hacerme feliz otra vez.

Él.- Los laureles agitados
aplauden la madrugada,
canta el gallo en la escalera
hecha de palos de almendro,
crepita la encina al fuego
donde se cuece la olla
y los corderitos nuevos
mamando la teta juegan.

Ella.- ¡Qué bonito lo describes!
¡Parece un cuento de hadas!
Pero no creo que olvides
que el dolor moja las miradas.
Escucha del gallo su cantar
y disfruta del fuego su calor
que yo cuidaré del altar,
que creé para tanto amor.

Él.- Al fin llegada la muerte,
la muerte del frío invierno,
nace de nuevo el amor.
El alma se despereza
y duerme la soledad
abrazada a la tristeza.

Ella.- Durmamos abrazados entonces.

………………………….

Él.- Carlos Torrijos – España
Ella.- Isabel San José Mellado – España

© Reservados todos los derechos

AMANECE

Amanece y estás ausente,
mis sentidos no entienden
ni caso hacen a mi mente,
tu ausencia no comprenden.

Resplandeciente brillo solar
mis ojos veían al amanecer,
quisieran volver a admirar
su resplandor, con todo su ser.

Amanece triste en mi vida,
tu perfume percibe mi alma,
pero mi alcoba está vacía,
se respira demasiada calma.

Mi cuerpo tiene añoranza,
recuerda nuestros amaneceres,
no quiere perder la esperanza
de volver a sentir esos placeres.

Amanece y no siento tu presencia,
aunque húmeda está mi almohada.
Será que he llorado tu ausencia,
o tal vez, te soñé en la madrugada.

Isabel San José Mellado
ISBN: 978-84-16439-14-0
Libro: ISABEL Un canto al amor y al desamor.

LA CHIMENEA

Esta escena tan hogareña
ha provocado mi inspiración
y observando como arde la leña
escribo una bella composición.

¡Todo se consume sin pudor,
roble, carrasca o pino!
Da igual lo que corte el leñador,
ser ceniza es su destino.

Ahí lo que desees quemas;
verlo, causa feliz sensación
y aunque no incinere las penas,
apacigua y relaja el corazón.

Según va el día avanzando
la lumbre se va consumiendo,
versos continúo pensando,
de amores que van muriendo.

Con premura ha pasado la tarde,
ya está aquí la noche oscura,
he de dejar mis letras aparte,
mañana seguiré con la escritura.

¡Dime antes, chimenea querida!,
igual que haces con los leños,
¿quemarás algún día las heridas
de mis truncados sueños?

Isabel San José Mellado
Libro: ISABEL, un canto al amor y al desamor.
R.P.I M-001473/2016
ISBN: 978-84-16439-14-0
Imagen de Marcel Rieder.

Viernes de luna plena

Ven y recorre con las yemas de tus dedos
cada milímetro de mi desnuda espalda,
dejemos a un lado pudores y miedos
vistiendo la noche de verde esmeralda.

Demos rienda suelta al deseo y al placer
mostrando nuestros cuerpos sin pudor
y serán testigos las sedas y el amanecer
de la más bella historia de lujuria y amor.

Acércate a los surcos que he marcado
despójate de la ropa que cubre tu piel,
dejaré que en mis tierras tu sutil arado
vaya saboreando los panales de mi miel.

Y cuando seamos presa de la humedad
convirtiendo cuerpos por olas y arena,
gozaremos en ese vaivén hasta la saciedad,
empapando este viernes de luna plena.

Isabel San José Mellado
Derechos de autor – España

Lo que siento

Paz inexplicable de una oración,
aroma que surge del buen vino,
único alimento del camino,
fuerza que empuja a la pasión.

La sangre que camina por mis venas,
que sanada viaja llena de vigor,
el desatar las cadenas con rigor,
mitigando dolor a las condenas

y no se escandalizaría mi alma,
si mostrase más afectos hacia él
ni por la fiebre que brota y calma

esa pasión que siento por su piel,
notando que sin remedio le ama,
aunque haya momentos de pura hiel.

Derechos de autor_ España
Libro: ISABEL Un canto al amor y al desamor.